miércoles, abril 01, 2009

Ecologista

La frase póstuma de hoy es ‘por primera vez en muchos años no tengo boletas en el Monte de Piedad’. Eso ya es motivo de fiesta en la casa. Carmen ya no es una morosa de los prestamos, es una cliente asidua que les ha generado un capital muy significativo durante varios años. Ella me ha enseñado a pagar las deudas a tiempo (aunque regularmente no lo haga).
A veces pienso que deberíamos tener menos escrúpulos y mandar a chingar a su madre a todos esos lugares, como cajas populares y prestamista usureros a los que bien les caería un sinvergüenza malapaga, para entender que la situación no está para pagar tantos intereses. Pero somos mujeres decentes. Vale más nuestra consciencia limpia y nuestra moralidad económica.
La verdad es que no tengo ganas de pagar los impuestos del coche. Preferiría invertir ese dinero en comprar un refri nuevo, mandar a hacer mi closet o juntar para comprar la loceta, o bien tirar a la basura la tele vieja y suplirla por una más decente, ya ni siquiera de plasma o LCD, pero que funcione para ver películas.
Nosotras hemos aprendido a ser ecologistas por necesidad. Consumimos lo mínimo. No lujos, no cosas innecesarias. ¡No mal gastes el agua! ¡no dejes algún foco o aparato encendido si no lo ocupas!, si tantito se da cuenta mi mamace de una acción de ese tipo, ya me tiene en severa reprimenda, ¡qué Greenpeace ni que ocho cuartos! ¡qué publicidad ecologista ni que nada! Con Carmelita tengo, sin siquiera haberme recitado la importancia de la contaminación y el calentamiento global. Las mamás son magníficas para eso.
Hoy tiré tres colillas de cigarro en el piso, ayer me senté a fumar en una banquetita de un parque, cuando miré a un lado, vi al tipo argentino (el feo pero de una gran vergota), con el que salí una ocasión y supongo me mandó al diablo porque no quise coger con él, creo que se dio cuenta de mi presencia y se fue con una chica arregladita y nalgona a la que trataba de conquistar. Me di cuenta de mi facha, llevo más de dos meses con aspecto terrible, lo sé, lo sé, debo de estar linda todo el tiempo, uno nunca sabe con quien pueda toparse, pero eso de vivir con lo necesario también está asaltando a mi ropero viejo. Levanté mis colillas de cigarro, las tiré al bote de basura. Me retiré, soy ecologista.


4 comentarios:

iL Hell Dogma dijo...

porque postuma, quien se murio ???.


Esta increible la cancion, gracias por postearla.

Saludos!

DIANA dijo...

Mi Geisha...

sugerencia: póngase a ahorrar ( que yo debo de hacer lo mismo) para el viaje de encuentro!!..este año tenemos que hacerlo!...
no quiero morir sin haberla conocidoooooo....!!

te quiero...

Geisha dijo...

Estoy de acuerdo. Llevamos años leyendonos y no es posible que no nos conozcamos. Mire que en estas últimas fechas ya he conocido a algunas personas que me contactan por el blog, y la experiencia ha sido bastante agradable.

Es importante que pongamos fecha porque es justamente este año en el que voy a echar a la borda mi sedentarismo.

Milcachofa dijo...

pues yo soy de las ecologistas por necesidad, aunque no mucho ya que si medio ahorrro jejeje

y lo de estar arreglada pues a mi me da mucha flojera, pero cusualmente hoy ando bien bonita
:)