sábado, octubre 28, 2006

Ceguera

Para Jacquelin.

Hace tiempo prefería hablar de trivialidades, tenía mil razones para justificar mi ceguera voluntaria, cada vez que emitía juicios del ambiente que se vive aquí en mi Estado, las voces eran más débiles.
¿Cómo empezó todo? Empezó desde las cadenas de pobreza, marginación, desempleo, y miles de cosas, de las que podría hacer una larga lista, siguieron reproduciéndose de manera más acentuada aquí en Oaxaca. La versión oficial dataría en que hace cinco meses, en mayo, fecha en la que cada año el sindicato magisterial se planta en el zócalo, para hacer su mítico paro con demandas de rezonificación, que en términos más claros es el aumento salarial y de prestaciones, el gobierno estatal sólo ofreció unos cuantos millones, pero la bolita de la rezonificación se la echaron al gobierno federal que se hizo de la vista gorda y ni siquiera metió las manos. La oferta fue rechazada por el magisterio y el paro se prolongó hasta que cumplido el mes, el 14 de junio, las fuerzas policíacas iniciaron un desalojo, sin la utilización de armas de fuego, pero si de gas lacrimógeno y unas cuantas golpizas a quienes se resistiesen.
Las demandas laborales del magisterio pasaron a segundo plano, al conflicto se sumaron nuevas organizaciones entre las que destaca la Asamblea Popular del Pueblo de Oaxaca, (pleonasmo según Carlos Marín) y la causa ya no fue la rezonificación sino, la destitución del gobernador Ulises Ruiz Ortiz. Desde esa fecha la ciudad ha estado bloqueada, como reacción y medida de seguridad para impedir que las fuerzas paramilitares entraran en cualquier momento.
Esta situación provocó el descontento de la sociedad oaxaqueña, la ola mediática de desprestigio hacia el conflicto ha sido impresionante, y no sólo de una, sino de ambas partes, del gobernador se le cataloga como un fascista, incapaz de gobernar (hasta llegaría pensar, que adjetivo le queda grande), a la APPO, como un grupo de vándalos que han hecho de la ciudad un caos. Gran parte de la sociedad civil (clase mediera, hablando que aquí la clase media es la que tiene pan y trabajo), aún después de haber matado, desaparecido, encarcelado, a maestros, dirigentes; creen que es necesario que el conflicto se solucione por medio de la fuerza, a los maestros los ven como a personas que carecen de autoridad para educar a los niños, y me pregunto ¿Necesitamos que nos cacheteen más?
Prefieren la paz impuesta del tirano, hasta hace tiempo yo también pensaba que era mejor la tranquilidad, después de vivir este conflicto, de haber sido explotada en trabajos en los que ofrendas la vida por una bicoca de dinero, de ver como la gente se humilla por un empresario déspota, de ver como la educación se enfoca a hacernos obreros obedientes, de ver como esa cultura occidental nos hace discriminar al hermano indígena, de ver como a nuestras madres, padres, han sido despedidos de sus empleos porque se niegan a corromperse, de ver como a mis propios alumnos bajo su visión justifican la irracionalidad del intolerante.
Todos se quejan, que si sus negocios, que si su trabajo, que si la seguridad; la auto conmiseración los hace ver el camino fácil de la violencia. Hasta hace tiempo protestaba por todo aquello que nos ha causado estragos en nuestra salud, en nuestra economía, en nuestra familia, trabajo, pero ya era de esperarse que un conflicto de este tipo explotara en cualquier parte de este país, ahora me siento orgullosa de vivirlo, de ser parte, y aunque no soy militante, ni pongo barricadas, después de un proceso largo de reflexión encontré la dosis perfecta para intoxicarme de la causa y decir ¡ya basta!, somos muchos los inconformes.
Los del sur tenemos una gran escuela, vivimos la pobreza, el desempleo, la desigualdad, la violencia contra las mujeres, la marginación, en casa ni siquiera contamos con los servicios básicos, la represión política, la represión de los universitarios, el desprestigio de ser los que en educación tengamos el nivel más bajo de conocimientos del país, pero les aseguro que de consciencia y de coraje no. Tenemos una gran escuela, aprendimos en cinco meses, que si podemos protestar y ser escuchados, que todavía hay gente capaz de luchar por una causa, de esa gente aprendemos más que en clases de cívica y ética, que nos enseñan valores en papel.
Esta ha sido una prueba de resistencia de ver como dos malos contrincantes se defienden con los dientes, y como la incapacidad de uno, lucha por hacernos creer que seguimos siendo estúpidos.
Tal vez nuestra estupidez se mantuvo maquillada, por pensar que no hubiese otros muchos oprimidos capaces de alzar la voz y manifestarse, como lo hacen ahora.
Si eres de los que se ríen porque haya maestros muertos, porque un reportero haya sido asesinado por una bala represora, y ahora quieran argumentar que ese mismo comunicador era un guerrillero proAPPO; no es secreto que URO desde que inició su gobierno tiene un serio problema con los medios; si eres de esos, duda de tus capacidades sensitivas e intelectuales, y de tu condición humana también.
Somos más a los que nos duele ver matanzas que siendo del bando que sean nos afectan, porque tengo un hermano militar, porque tengo una hermana burócrata priísta, que siendo incapaz de levantar un arma, es un persona que sus ideas radicales en pro de la intervención de la fuerza, es capaz de preservar este estado de desigualdad siendo más letal que la violencia misma, porque tengo una madre acobardada por la edad, y con los frenos necesarios para no meterse en el movimiento, y porque soy maestra y mi deber es despertar dudas, abrir posibilidades en las ideas y pensamiento de jóvenes, porque lacera el hecho de que mis maestros, mis ahora colegas sean asesinados por una causa que yo también defiendo.
No alabo las medidas que ha sido tomadas, ni la radicalización de un grupo como otro, pues han ocasionado grandes costos a toda la población, la complejidad de la organización se ha desgastado, los comentarista hablan de Oaxaca, hablan de las posibilidades de solución ¡carajo! Podrán opinar misas, pero sus palabras no sirven de nada si no escuchan lo que nosotros, los ciudadanos, los maestros, los alumnos, pedimos. Representamos el semillero de inconformes en este tiempo que ya no sólo exigimos pan, sino un poco de respeto a nuestra ideas y a nuestra condición de humanos y no de animales que nos pueden matar cuando se les antoje.
No solo lacera ver muertos, sino la confusión en que la sociedad se ha visto inmersa, quienes no entienden que las causas van más allá de la destitución de un gobernador, atacan a los militantes como viles vándalos ¿qué no ven que al igual que nosotros, quienes militan son padres, madres de familia, estudiantes, civiles que se unen por una causa?, ahora si me encabrona tanta ceguera. El conflicto se torna aun más difícil, cuando la guerrilla interna se vuelve más peligrosa, cuando la misma ciudadanía se pelea entre ella.
Oaxaca permanece silente, no podemos salir de casa, la información en la televisión como siempre es inexistente, los únicos medios de comunicación, solo son dos estaciones; radio universidad, operada por la APPO, tiroteada ayer y cuyos teléfonos de línea local han sido bloqueados, la otra radiodifusora clandestina se dedica a desprestigiar al magisterio y a la asamblea, es obvio que está dirigida por el ex gobierno estatal y al escucharla se me enjuta la garganta de no poder hacer nada y escuchar argumentos tan irracionales.
Sigamos hablando de trivialidades, para estresar a la razón, para cachetear la apatía, para promover las acciones en nuestra vida cotidiana, para insultar a la pereza, para creer que la felicidad existe y engañarnos que somos los mejores en coger.

¿Lloverá hoy?, ayer un chubasco limpió las gotas de sangre en el asfalto. El sol salió, pero ambiente tiene frío y yo tengo coraje.

Qué triste se oye la lluvia en las casas de cartón...

Geisha

13 comentarios:

Bob dijo...

Los tiempos cambian, la madurez llega, soy el mismo que empezó admirando tus pies y tus zapatos azules, el mismo al cual te negaste a leer porque te dio flojera mi blog, pero hoy soy el hombre que recuerda que fue educado por una maestra de pueblo a la cual veia llegar con una gran alegria a su salón, el mismo que en algun momento empezó a comprender a su raza cuando compartía una tortilla embarrada de chile con un campesino. Sigue, Grita, porque hoy, tu, mi maestra a vuelto a aparecer en mi corazón.

Bob dijo...

Perdon, no es reproche, es el halago a una mujer como tu.

Geisha dijo...

Me siento avergonzada, por aquello de la no lectura.
Y aunque no me he involucrado abiertamente en el movimiento, me levanté con las ganas de desempolvar libros, Magón, Sun Tzu, Maquiavelo, y una tesis de Don Guillen, no los termino hoy, pero me siento con más ganas de aprenderlos... los ineptos dicen que estamos una guerrilla urbana, ¿cuál guerrilla si ni armas tienen lo brigadistas?...
"las armas son instrumentos de mal agûero utilizadas a tontas y a locas. La guerra es un asunto serio; da miedo pensar que los hombres pueden emprenderla sin dedicar la reflexión que se requiere."
Bob, mi reverencia para sus recuerdos, mi reflexión de la debo también a una maestra, a la Jacque... y como es costumbre de estos post, las voces de los que quieren seguir con su ceguera voluntaria se hace más débil.

El David dijo...

Claro, el "cuento" ese es mio. No tengo muy claro la estructura, ya ve lo que dice Monterroso sobre eso de la seguridad del cuentista.

Yo tambien te linkeo. Tienes post mas interesantes que los mios.

Saludos!

Franci dijo...

Geisha, encuentro dificultades para entender bien todo eso. Desgraciadamente (o afortunadamente) estoy tan lejos y vivo en un contesto diferente.
De todos modos la violencia es siempre la manera peor para solucionar conflictos sociales… Aquí en Europa la situación está delicada igual… Existe un malestar que duerme, mas o menos silencioso… hasta cuando???
Cuídate mucho… Infórmanos sobre la situación… tengas cuidado…
Te abrazo fuerte y te deseo buena suerte.
Besos!

Horus dijo...

Y tu has recurrido a las palabras que otorgan significados, modifican percepsiones... Y NOS HACES PENSAR. Eso es muy valioso

Anónimo dijo...

Hermosa Geisha: No tengo mucho que comentar con respecto a este “post”, pese a mi interés por mantenerme informado me resulta muy complicado expresar una opinión lo suficientemente coherente y real con la información bombardeada a mi minúsculo entender. Oaxaca es uno de los estados de este nuestro hermoso y embestido México más maravilloso que he conocido y me entristece sobre manera los acontecimientos de los últimos casi seis meses, no me queda más que expresar mi frustración y desacuerdo por los extremos casi inflexibles a los que han llegado TODAS las partes involucradas, por esa falta de virtud. RIP.

La virtud es una disposición voluntaria adquirida, que consiste en un término medio entre dos extremos malos, el uno por exceso y el otro por defecto.

Por otro lado, pasé la mayor parte del fin de semana explorando y deleitándome en este tu espacio, desde “cementerio” y “Bienvenida”, pasando por “Alientos que amo”, “EL taxi”, “Paris y Polo”, “Desnuda”, “Arriba”, “El alimento de los mortales” y las “Preguntas de motel”, “Moralinas”, “Los chelistas” y “Virgulilla”, “Pregunta” y “Piecitos” hermosos por cierto, “De bragas, tangas, bikinis y boxers”, “Post 93” y “Post 100 Convocatoria” trío excelente, lastima que he llegado tarde, “Zapatitos”, “23 cigarros, 23 razones” muchas felicidades, y hasta donde me encuentro. Eres una hermosura irremediablemente adictiva, tentado me sentí a comentar en cada una de tus intervenciones, pero como ya un visitante así lo ha hecho y no me alcanzaría el fin de semana para llevar a cabo tal cometido, he aquí y desde la ciudad de la desesperanza mi humilde reconocimiento y enorme felicitación.

Besitos princesa…

Carlo Ponx dijo...

Cierto, podemos levantarnos contra todo, pero contra la ceguera... díficil, aunque no imposible. Aunque al final nos quede la impotencia. Acá no hay nada dónde informarnos como se debe, la gente está llena de miedo por la Televisión y los periódicos sensacionalistas. Recuerdo una primera plana de la Prensa: ¡Ésta es la APPO! y abajo una foto de un joven con cubre boca y un arma de fuego bastante grande . Entonces uno ve una foto de Ulises Ruíz abrazado del Gober Presioso y nose explica cómo eso no llega a los ojos de nadie.

Buscaba palabras así desde hace tiempo, guerreras, sagaces. Hace un año tuve la oportunidad de visitar Oaxaca, maravilla de ciudad, tan llena de colores, (entontré una librería soberbia, con unos libros artesanales de poesía bárbaros, estaba por el centro) Y corroboré lo que ya intuía del buen F. Toledo, ese hombre siempre sonriente, con un amor tan sincero y humilde a este país. Los cuadros de Toledo se encontraban hasta en los restaurantes, se presentía su presencia en todas las calles, un gran hombre sin duda. Acabo de ver la exposición Informe para la Academia (aquella que surgió del cuento de Kafka)y no pude sino sentirme agobiado al recordar la imagen de un Toledo mas bien triste sosteniendo los cartuchos que dispararon frente a su casa.

Saludos, me estaré dando mis vueltas.

Vagabunda dijo...

me encanto me encanto!! porque es la vision y la palabra de un ciudadano comun que consciente de su culpa de su parte de lo que le corresponde esta hasta la madre de el abuso del cinismo de la impunidad. no deja de sorprender como este pais aguanta tanto, tanto y tanto. las cosas importantes no tienen salidas faciles, definitivamente

Geisha dijo...

Son situaciones que uno vive como ciudadano, las opiniones están muy divididas aquí, creo que eso ha sido parte para que el conflicto no se solucione, tomaba fotos a un cartel tirado pro APPO y no faltó el personaje que quisiera exhibirse ante la cámara, jaló saliva sin tener suficiente y mientras estaba a punto de apretar el disparador escupió en el cartel, muy cerca de mi, no le di el gusto de registrarlo.
Mientras les tomaba fotos a los de la PFP, con un poco de meyo, uno me gritó "tírele sin miedo", sus caras y sus estaturas eran su única diferencia, la estandarización del uniforme, los convierte en masa.

Clandestina dijo...

MI NIña...!!

Creo que Ud. deberia ser corresponsal de guerra..! NOO...no se crea, no quiero que le pase nada.
La quiero tanto que ALGO tengo que hacer por Usted...

Diana

p.d. espero verte en el msn...Besos

Virgen dijo...

Excelente forma de hacer pensar y recapacitar.

Un abrazo y mi admiración.

Pablo Perro dijo...

Por ahí dices que desempolvaste algunos libros, deberías buscar tambien alguno de Riszard Kapuscinski, vale la pena para comparar tu panorama de hoy con otros pueblos, otros días.