miércoles, mayo 05, 2010

La misma gata revolcada

Poco a poco me deshago en gajos. Nuestra historia es la misma que cuento desde hace años y sabes, se me dado la gana ya no escribirla, porque estaría llena de lugares comunes, de odios desatados, y del arte único, universal y estético, que tengo para desilusionar a todo hombre que tengo cerca de mí.

Ojalá las cosas hubieran sido diferentes, pero no, sigo racionalizando mis instintos, sigo desatando las pasiones a diestra y siniestra, sigo enamorandome como una boba y fingiendo ser la víctima que no soy.

Me sigo deshaciendo en gajos y con ello asumo con riesgo la que siempre he sido.

4 comentarios:

Javier dijo...

siempre tu misma a pesar de todo :D

Sekhmet dijo...

Por que los cambios deben de mantener tu escencia

Nuestra autoimpuesta regla de vida

Saludos mi Geisha

Geisha dijo...

Saludos Javier, Sekhmet

Pensaba borrarlo, pero ahora que lo releo es demasiado me gustan esas palabras para eliminarlas.

¡cuánto me cuestan los cambios!
De imporviso por un momento muy breve se me bajó la presión, ja, ja, ja.

EL PINCHE LOCO dijo...

no si hasta en la arena la revuelca les sienta bien a las mujeres, que hasta unas modelos le han presumido al primodeunamigo sus fotos donde estan tiradas en el suelo y llenas de arena, asi que si eres la misma, que tiene? te ves bien