viernes, febrero 13, 2009

Recordando un 13 pasado

Una tarde rara en la que no tenía en qué pensar, me acordé de Robertito, mi noviecito de secundaria, con el que regresé el año pasado porque según nosotros lo íbamos a intentar, para ver si teníamos posibilidad de bodorrio, jaaaaaa, jaaaaaaaaa. No se nos hizo. Yo por insípida desinteresada, y él por malandrín. Sonará humillante decirlo, pero con él, comprendí que cuando una tiene por lo menos terminada una carrera, es muy difícil establecer conexión, con otro que apenas y tiene prepa, incluso también con él entendí, que era muy poco probable que yo pudiera visualizar a Enrique como una pareja estable, si de por si mis amigas ya lo odiaban, y era otro maleducado sin remedio... que está bien, lo acepto, me enamoré un poquitín y la verdad eso de la educación me hubiera valido pito, pero no estaba del todo embobada como para tolerarlo al cien.
Justo hace un año, me puse princes, porque yo la hice de príncipe azul, compré sushi, velitas y preparé un regalo para Enrique.
El trece de febrero me puse vestido y saqué el negligé negro (con el que me saqué algunas fotos e incluso publiqué aquí, pero dato curioso, nunca se me antojó utilizar con alguien, porque me daba hueva ponérmelo), así que antes de que entrara Kike a la habitación, prendí las velitas, adorné la mesa con el sushi y la botella de vino, saqué el corsé, las medias y el liguero y ¡oh cielos! Faltaba la maldita tanga, según yo estaba planeado y todo se fue al carajo, porque había olvidado la braga del coordinado.
Cuando Kike subió a la habitación, agradeció la atención, porque ninguna mujer se había tomado la molestia de hacer eso por él. Nos entregamos a la lujuria, en el primer descanso, nos sentamos desnudos en la mesita, tomamos vino y comimos sushi. En el segundo round vinos un poco de pornografía y seguimos cogiendo, descansamos de nuevo, comimos sushi y bebimos vino, fue esta parte donde le dije que le tenía un regalo, tardó mucho tiempo en adivinar qué era, recordemos que por esas épocas él y yo, fumábamos más que de costumbre, así que le obsequié una pipa de madera.
Después de eso fui al baño, me puse el coordinado y no le encontré inconveniente a la falta de la braga, al fin y al cabo era lo único que le iba a estorbar. Lo llamé al baño, ya no se esperaba ninguna sorpresa más, por su cara pensó que algo habría ocurrido, pero cuando me vio, fue instantánea su erección. Seguimos el tercer round con más fuerza.
Toda la noche estuvimos cogiendo, dormimos juntos y todavía en la mañana despertamos con el mañanero. Fue bonito, porque descubrí que yo tampoco había sido tan entregada y tan detallista con un hombre.
Mi ex noviecito me llamó por teléfono ayer, me dijo que le llamara por la amistad que aún quedaba entre nosotros. Ósea jelou, ¿para qué le doy largas?, cuando se quiere a alguien se le toma en cuenta, yo quise a Enrique, lastima que él a mi no.

9 comentarios:

SexTypeThing dijo...

Chales, a mi ya nadie me llama :(

iL Hell Dogma dijo...

para muchos suena egoista pero es que si das algo tienes que recibir algo a cambio, en eso se basa toda nuestra existencia.

es una lastima cuando las cosas no salen como lo quisieras, yo hice cosas semejantes hace años pero creo que me he cansado, dificilmente lo haria otra vez.

Mar dijo...

Siempre me faltará valor para usar un negliglé, aunque sea uno de esos detalles que por lo general, enloquecen a un hombre.

En fin.

Sobre tu último enunciado: Te doy completamente la razón. Hay que ser sensatos: ¿Para qué traer a alguien tras de uno si uno mismo sabe que jamás habrá algo allí?

tOnYtO dijo...

Esa anécdota me trae gratos recuerdos, he tenido la suerte de tener parejas que me han brindado ese tipo de detalles.

Si lo quisiste en su tiempo creo que fuiste coherente en tus acciones : Le dejaste un recuerdo maravilloso acerca de ti, la vida y las parejas. Tal vez algún día lo vea y te lo agradezca.

Buen post, saludos.

memo rockers dijo...

qeu buenos recuerdos te mandas, bien por ti. Hoy es 14 de feb. dos cuates mios cumplen año, y me da = lo unico que quiero es ir al tokin en la tarde, fumar y dejarme llevar por el slam.

memo rockers

Diego יַעֲקֹב dijo...

Entonces estoy condenado a no entenerme con una chica que tenga carerra porque yo solo termine la prepa? que lastima... y yo que pensaba que todo lo que he hecho contaba mas :'( jajaja
Una vez me hicieron un streaptease (que incluida una corbata) y voila! feliz cumpleaños esta corbata es para ti.
No conozco a nadie que no le gusten las atenciones y los detalles, el problema es que aveces no conocemos lo suficiente a la persona para darle el mejor regalo (tu si y te salío de lujo) la verdad es que como dice aquella rola de Cake "friend is a four letter world"
Saludos, Diego

José dijo...

Este texto es una buena leccion, al menos asi lo entendí. Es nostalgico, agradable de leer y con un mensaje, me gustó. No es cursi, es lo que necesitaba leer para estas fechas, bueno, ya paso el 14 pero todavia vale. No debería contarlo y sin embargo, me sentí identificado con: "es muy difícil establecer conexión, con otro que apenas y tiene prepa". Es todo.

Geisha dijo...

Diego, naaaah no hagas mucho caso, las mujeres somos, tan, pero taaaaan pendejas que somos capaces de olvidar eso y otras cosas más por amor a un hombre, no tendría inconveniente alguno en andar con alguien que no haya terminado la prepa, siempre y cuando sepa de lo que hablo y me soporte (requisito difícil de cumplir), si hablo de esa diferencia es porque hay una incompatibilidad en los intereses, ejemplo, Robertito lo que quiere en esta vida es tener dinero, el mio, lamentablemente no, el de Kike es estar drogado y viviendo su infancia tardía.
Ellos se quedan en una galería de recuerdos, colección que es bueno conservar para no volver a adquirir los mismos artículos de nuevo, amén.

Hozbelya dijo...

deencuentros agradables...mira que alguna vez quise -aunquenoera Enrique-y tampocome quisieron...salud¡?¡